Guerra de Ucrania – Día 188

El primer día de ofensiva ucraniana en el sur ha estado marcado por la falta de información. No sólo el «apagón informativo» que Kiev ha pedido en medios de comunicación y redes sociales, sino también la multitud de noticias contradictorias han contribuido a ello. Está claro que los combates se están produciendo y están siendo duros, pues ambas partes han aumentado drásticamente el cálculo de las bajas infligidas al contrario en las últimas horas y las imágenes de los ataques sobre Jersón o Nova Kakhovka entre otros no dejan lugar a dudas. Además, el propio Ministerio de Defensa ruso reconoce que hay una operación ucraniana en marcha en el sur. La discusión sigue siendo, no obstante, cuál es el verdadero objetivo de los ucranianos, como veremos.

Siguiendo con la operación iniciada ayer, las Fuerzas Armadas ucranianas han continuado durante todo el día haciendo un uso intensivo de sus lanzacohetes y artillería. Aunque han sido muchos los objetivos atacados, tanto en la línea de frente, como tras esta, se han centrado especialmente en Jersón -incluyendo nuevos ataques a puentes y pontones– y el área de Nova Kakhovka -una de las localidades más castigadas– extendiendo en esta ocasión los ataques sobre localidades cercanas como Berislav o Tavriis’k, en donde han atacado la estación de tren.

También en Jersón se han registrado disparos de armas ligeras y posteriormente las autoridades rusas han asegurado haber neutralizado una célula de saboteadores, por lo que parece claro que Ucrania ha intentado sembrar el caos en esta localidad, quizá para atraer tropas rusas a ella o quizá simplemente para minar la moral de los ocupantes.

Rusia tampoco ha estado de brazos cruzados y ha respondido a la ofensiva ucraniana con una intensa campaña de lanzamiento de misiles distintas localidades ucranianas como Druzhika, Járkov, Dnipró o Nikolayev entre otras. Por supuesto, pese a todo lo ocurrido en el sur, han seguido con sus operaciones en el Donbáss. También, según parece, han movido material pesado de Crimea hacia Jersón mediante ferrocarril, además de seguir con el trasiego de helicópteros entre ambas zonas. Hasta aquí la información contrastada.

A partir de ahí, todo son especulaciones. Más o menos fundadas en algunos casos, pero en definitiva, especulaciones. En primer lugar, fuentes ucranianas reclaman haber recuperado varios asentamientos en Jersón, desde Oleksandrivka en la costa occidental hasta Arkanhels’ke al este en dirección a Krivói Rog. Hasta donde sabemos, no hay confirmación gráfica de ninguno de estos extremos y las pruebas más sólidas dependen de lo que creamos o dejemos de creer en el testimonio de distintas cuentas en redes sociales. En segundo lugar, han aparecido multitud de vídeos de unidades ucranianas en movimiento. Por supuesto, algunas de estas grabaciones podrían ser o bien anteriores, o bien en un escenario diferente al que afirman quienes las comparten. Ahora bien, en conjunto constituyen una prueba de que hay movimientos y de que estos implican a unidades mecanizadas y motorizadas, pues son demasiados documentos como para obviarlos. Así, hay pruebas de unidades avanzando por distintas partes del frente, no todas ellas con la misma suerte y de los recientes combates y las marcas sobre el terreno dejadas.

En cualquier caso, el propio Ministerio de Defensa ruso reconocía la ofensiva, dando cifras enormes de bajas ucranianas y afirmando que habían «fracasado miserablemente». Desde las cuentas rusas en redes sociales y canales de Telegram, por su parte, llegaban mensajes mofándose de la ofensiva ucraniana o haciendo parodias de vídeos ucranianos, pero también había otros que mostraban genuina preocupación e incluso hablaban de retiradas. Del lado ucraniano, había más silencio, seguramente porque el llamamiento hecho por el gobierno ucraniano haya surtido cierto efecto.

En resumen, lo que se sabe de la ofensiva ucraniana es que:

  1. es real;
  2. está en marcha;
  3. están intentando avanzar al menos por tres direcciones, si no por cuatro, dos a cada lado del río Inhulets;
  4. habrían logrado algunos avances y posiblemente la recuperación de algún asentamiento y;
  5. parece que va más allá de un simple tanto de las defensas rusas.

Ahora bien, persisten las dudas sobre el éxito de la ofensiva o la rapidez con la que puedan lograrse los objetivos y sobre los propios objetivos. Si para los ucranianos pasan básicamente por expulsar a los rusos del norte del Dniéper, para los analistas rusos la ofensiva únicamente pretende distraer a las fuerzas rusas del Donbás, evitando que sigan ganando terreno allí. Sea como sea, todavía es pronto y queda esperar y ver si los ucranianos son capaces de mantener el impulso -es decir, que el segundo escalón de fuerzas sea capaz de adelantar al primero manteniendo los avances hacia objetivos en profundidad- o si quedan estancados en las próximas horas, chocando contra la artillería rusa y las posiciones preparadas durante estos meses de ocupación.

Más allá de la ofensiva en el sur, hoy han ocurrido más cosas en el campo de batalla que pasamos a relatar a continuación, comenzando como siempre por la parte más septentrional del mismo. Allí, durante las últimas 24 horas, han sido bombardeadas Obody, Novovasylivka y Myropilske de la región de Sumy, además de Prudianka, Dementiivka, Ruska Lozova, Petrivka, Staryi Saltiv, Pytomnyk, Sosnivka y Velyki Prohody en Járkov. Continúan las dudas acerca del estado de la localidad de Udy, que ambos bandos reclaman.

En la zona de Izium han continuado los intercambios artilleros, sufriendo ataques rusos Velyka Komyshuvakha, Krasnopillia, Dmytrivka, Brazhkivka, Dolyna y Bohorodychne y ataques ucranianos Sviatorhirk. El único intento de ataque ruso se habría producido en dirección a Shnurky, un diminuto asentamiento al sur de Dovhen’ke, al parecer sin éxito.

En el eje Lysychansk-Sloviansk se han producido los bombardeos habituales sobre Zvanivka, Siversk, Verkh’okam’yans’ke y Sloviansk, sin movimientos de otro tipo.

En dirección a Bakhmut los intentos rusos se han multiplicado al sur de la localidad, tanto desde la M03 como desde Górlovka. En el primer caso, los ataques se han dirigido contra Vesela Dolyna, Zaitseve y Kodema, localidad que han tratado de alcanzar desde tres direcciones (noreste, este y sureste), chocando por ahora contra las defensas ucranianas. Más al sur, desde Górlovka, las fuerzas rusas se han dirigido contra Shumy por ahora sin éxito.

Al oeste de Donetsk se han reportado bombardeos contra Opytne, Pervomaiske, Avdiivka, Maryinka, Novooleksandrivka, Vodiane, Novomykhailivka y Tonenke, mientras que las tropas rusas y milicianas han tratado de avanzar desde Novoselivka Druha hacia Krasnohorivka, desde Minerals’ke hacia Avdiivka, desde Vesele hacia Opytne y por el sur de Pisky hacia Permovaiske. Hasta donde sabemos, no se han producido cambios de posición.

Al sur, por último, la situación es mucho más fluida que hace unos días. Como hemos explicado al principio, hay sospechas de que los ucranianos podrían haber retomado varias localidades, pero no hay pruebas gráficas que permitan afirmarlo. Además de esto, las defensas antiaéreas rusas afirman haber derribado un drone sobre Sebastopol, se han producido protestas en Mariúpol y los combates están en marcha en la óblast de Jersón. También se está a la espera de la posible entrada en escena del 3º Cuerpo de Ejército ruso, que podría haber sido marcado para la ocasión con un nuevo distintivo no visto hasta ahora. No obstante, también es posible que esta unidad haya sido movilizada para intentar explotar en profundidad los avances en otros puntos como Pesky.

Para finalizar con la parte militar, los cambios de posiciones confirmados en las últimas horas serían los siguientes:

  • Óblast de Járkov: Sin movimientos.
  • Óblast de Lugansk: Sin movimientos.
  • Óblast de Donetsk: Sin movimientos.
  • Óblast de Zaporiyia: Sin movimientos.
  • Óblast de Jersón: Sin movimientos confirmados.
  • Óblast de Nikolayev: Sin movimientos.
Mapa de situación a 30 de agosto de 2022. Fuente – @War_Mapper.

Contexto internacional, diplomacia y sanciones

Comienza a retomarse de cara a la galería la agenda europea con la reunión de los ministros de Defensa de la UE en Gymnich, Praga, dedicada una vez más a la agresión de Rusia a Ucrania, así como al impacto a nivel global de la misma.

Los objetivos esenciales de la reunión consistían en lograr un “compromiso claro” para ayudar a Ucrania tanto como sea necesario y durante todo el tiempo que sea necesario, así como a lograr un consenso político para establecer una Misión de Asistencia Militar para Ucrania. Finalmente, este compromiso y consenso se han alcanzado.

A modo aclaratorio, en primer lugar, como ha señalado el Alto Representante hoy únicamente esperaba lograr “una luz verde política para esta misión” y así ha sido. En otras palabras, en las reuniones informales del Consejo no es posible que se adopten decisiones, por ende, lo que se ha logrado hoy es dar luz verde al acuerdo político que permite que comience a trabajarse en una futura (si se aprueba) Misión de la UE de Asistencia Militar a Ucrania (EU Military Assistance Mission to Ukraine). Es decir, que tal y como ha subrayado el propio Josep Borrell, Alto Representante y vicepresidente de la Comisión Europea, los ministros de Defensa de los 27 han acordado lanzar los trabajos preparatorios para posteriormente decidir la creación de la misión. Entre otras cosas, incluirá el contacto con las autoridades ucranianas, así como la definición de los parámetros legales (por ejemplo, objetivos y recursos) y operativos necesarios para definir un Concepto de Gestión de Crisis que pueda conducir a una decisión al respecto por parte de los representantes europeos.

De hecho, el propio ministro de Defensa ucraniano, Oleksii Reznikov, que ha participado por videoconferencia en la reunión ha trasladado a los representantes europeos las actividades de entrenamiento a corto, medio y largo plazo que sus Fuerzas Armadas necesitan. Igualmente, ha informado sobre la situación en el frente y la visión del gobierno ucraniano sobre la cooperación futura en el marco de la Política Común de Seguridad y Defensa.

Sin embargo, Borrell ha hecho hincapié en que la UE “debemos ser rápidos y ambiciosos”, si bien ha destacado que algunos Estados miembros han recordado durante la reunión que esta iniciativa no ha surgido ahora, sino que ya estaba sobre la mesa antes de la guerra.

En segundo lugar y más importante si cabe, no se trataría de enviar una misión de entrenamiento de la Unión Europea a Ucrania, sino que las tropas serían entrenadas en países vecinos. De hecho, en el Reino Unido ya se está entrenando y capacitando a personal militar ucraniano apoyado por otros países aliados como Canadá, Suecia, Finlandia, Estonia y Países Bajos.

En tercer lugar, esta iniciativa no debe confundirse con la misión actual que sí está en suelo ucraniano: la Misión de Asesoramiento de la UE en Ucrania (EUAM Ukraine). Esta misión civil y no ejecutiva fue lanzada en diciembre de 2014 tras la anexión ilegal de Crimea por Rusia estando dirigida a apoyar a los ucranianos en la reforma del sector de la seguridad civil, así como de la reforma del estado de Derecho en el país (por ejemplo, lucha contra la corrupción).

Además, como consecuencia de la agresión de Rusia en marzo y abril de 2022 los Estados miembros le asignaron nuevas tareas a la Misión para que puedan apoyar a los organismos encargados de velar por el cumplimiento de la ley para facilitar tanto el tránsito de refugiados ucranianos como la entrada de ayuda humanitaria en Ucrania. Del mismo modo, desde EUAM Ukraine están cooperando en la investigación y enjuiciamiento de los posibles delitos cometidos en suelo ucraniano como los crímenes de guerra.

Foto de familia de la reunión de ministros de Defensa de la UE.

En esta reunión también ha participado el comisario de Industria, Thierry Breton, y la presidenta de la Comisión de Seguridad y Defensa del Parlamento Europeo, Nathalie Loiseau, toda vez que han continuado las discusiones acerca de las brechas de inversión y capacidades de defensa de la UE y sus Estados miembros, y cómo combatirlas. Todo ello, teniendo en cuenta la nueva iniciativa relativa a la plataforma para adquisiciones conjuntas y sobre la base del “mapeo” realizado por la Comisión; tarea que le fue encomendada por los Estados miembros en la Cumbre de Versalles en marzo.

Durante el encuentro al abordar las consecuencias a nivel global de la guerra como las relativas a la crisis alimentaria y energética han contado también con representantes de la OTAN, Naciones Unidas y el Parlamento Europeo.

La posición es firme al considerar que Rusia estaría usando los productos agrícolas como un arma. En lo que concierne a las exportaciones de grano, sí podemos resaltar el primer barco cargado con grano ucraniano fletado por Naciones Unidas a través del Programa Mundial de Alimentos, el Brave Commander, ha atracado en Djibuti tras 14 días de navegación. El siguiente paso será descargar las 23.000 toneladas de grano y transportarlas hasta Etiopía. Además, a este primer envío marítimo de asistencia humanitaria le ha seguido un segundo que hará llegar hasta Yemen un total de 37.000 toneladas métricas de trigo. De hecho, el MV Karteria ha zarpado desde el puerto de Yuznhy (Pivdennyi) hoy, pero antes de llegar a su destino atracará en Turquía para convertir el trigo en harina.

En total, desde el 1 de agosto que comenzó a implementarse el Acuerdo de Estambul han zarpado 61 barcos con 1,5 millones de toneladas métricas de productos agrícolas desde los puertos ucranianos del Mar Negro.

Hoy hemos conocido además que la UE ha donado 5,5 millones de tabletas de yoduro de potasio para proteger a la ciudadanía ucraniana en caso de una exposición a la radiación. Estas tabletas que han sido movilizadas a través del Mecanismo de Protección Civil de la UE proceden de las reservas de emergencia de rescEU, pero también de las 500.000 unidades adicionales que ha brindado Austria. La donación llega tras la solicitud que realizó el gobierno de Ucrania a la UE como medida de seguridad preventiva el pasado 26 de agosto.

De otro lado, la misión de la Agencia Internacional de la Energía Atómica ya habría llegado a Kiev para posteriormente realizar una visita a la central nuclear en Zaporiyia. No obstante, tanto Andriy Yermak como Mikhailo Podolyak, jefe y asesor de la Oficina del Presidente de Ucrania respectivamente, han subrayado hoy que Rusia estaría tratando de impedir que los catorce expertos lleguen Energodar en Zaporiyia mediante bombardeos en el área. Como señala Podolyak, de ser así, Rusia estaría bombardeando los corredores por los que tendría que desplazarse la delegación tratando que la misión acceda de manera forzosa a través de los territorios ucranianos controlados por las tropas rusas, en particular Crimea y el Donbás. Además, sigue insistiendo en que debe desmilitarizarse la zona, producirse la retirada de tropas y la presencia únicamente de personal ucraniano en la planta.

Del mismo modo, ha sido Podolyak quien ha anunciado que Ucrania está creando rutas de evacuación para aquellos civiles que quieran abandonar Crimea.

Por último, ha tenido lugar la Cumbre del Mar Báltico sobre cooperación energética auspiciada por Dinamarca y a la que han acudido los líderes de Estonia, Finlandia, Suecia, Letonia, Lituania, Polonia y Alemania además de la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. Cumbre que precede a la reunión que se espera la próxima semana de los ministros de Energía de la UE y cuando sobre la mesa está una reforma de emergencia del mercado energético.

Sobre la cuestión energética también conviene destacar que el presidente español Pedro Sánchez y el canciller alemán Olaf Scholz se han reunido en Berlín para discutir sobre el MidCat, el gasoducto que podría suministrar gas desde España al resto de Europa a través de Pirineos. No obstante, pese a que España y Alemania hayan logrado una posición común, restará lo más importante, hacer que Francia acepte. Por el momento, el ministro de economía francés, Bruno Le Maire ha confirmado que examinarán

2 Comments

  1. Donde ponéis «61 barcos con 1.500 millones de toneladas métricas», os habéis colgado en un factor 1.000. En el artículo enlazado pone 1,5. Además de por lógica, ya que Ucrania exporta unos 30 millones de toneladas. Podéis borrar este comentario.
    Gracias por vuestro trabajo!

Leave a Reply