El galeón de Sint Maarten

El galeón de Sint Maarten

Federico Supervielle Bergés

Hoy os presentamos la tercera parte de la saga del «Albatros», escrita por el marino de guerra español Federico Supervielle Bergés, teniente de navío de la Armada Española que continúa así con las aventuras de este particular barco a través de este nuevo libro titulado «El galeón de Sint Maarten».

Similar a los Buques de Acción Marítima de nuestra Armada, el «Albatros» es un buque ficticio que navega para una empresa privada y que es comandado por un joven español procedente de la marina mercante, aunque embarca una buena cantidad de personal procedente de las Fuerzas Armadas y las FCSE, imprescindibles para sus particulares misiones…

Una tripulación especial, compuesta por personajes como Gaby, el segundo de a bordo, antiguo oficial de la Armada apartado del servicio por un accidente en el que no tuvo culpa alguna o Paco, ex-GEO encargado de la seguridad, Joseba, uno de los mejores pilotos de helicópteros del mundo o Grease, jefe de máquinas.

Si la tripulación es especial, no lo es menos la misión a la que se enfrentan en esta entrega, quizá algo más oscura pese al escenario que las anteriores y no exenta de sorpresas y de acción a raudales. Un galeón hundido con el pecio repartido entre dos localizaciones, una banda terrorista, un multimillonario dispuesto con su yate a perseguir sus propios objetivos, las Naciones Unidas y el gobierno de Sint Maarten son solo algunos de los factores que intervienen en esta novela trepidante.

Una novela quizá más centrada en el protagonista principal que la entrega anterior, «El corsario del oro negro» y, como decíamos, quizá algo más oscura y trepidante. Incursiones submarinistas, guerra asimétrica, guerra informativa y muchos giros inesperados, como es costumbre en esta saga. Además, como no podía ser de otra forma, un final abierto, una vez más, que nos deja en ascuas sobre un posible cuarto libro.

El libro tiene una virtud adicional y es que no es en absoluto necesario leer las dos entregas anteriores para situarse o para disfrutarlo -aunque no nos cabe duda de que aquel que lo lea se hará con los otros dos libros-. El autor ha vuelto a hacer un esfuerzo por ponerlo fácil, presentando de forma hábil a los personajes y dejando información suficiente sobre otras aventuras como para que sea fácil hacerse una idea exacta de los antecedentes, lo que siempre es de agradecer.

En otro orden de cosas, hay un último aspecto en el que este libro destaca sobre las dos entregas anteriores, y es que se describen más y mejor las maniobras de navegación, que cobran importancia y harán disfrutar a los aficionados a la náutica. Además, conociendo la experiencia del autor a bordo de buques similares al «Albatros», por más que todo esté novelado, se ajusta a la realidad y capacidades de estos.

Al fin y al cabo, aunque tendemos a poner el protagonismo en las personas, en realidad el verdadero protagonista del libro es el propio «Albatros», un buque que se siente vivo en todo momento, desde cuando todavía está atracado en puerto a la espera de una nueva misión, hasta cuando ruge y se retuerce herido… todo un homenaje a la náutica y una muestra de amor por los barcos que también tiene su atractivo.

En resumen, una vez más estamos ante una novela digna de leerse y que sin duda nos hará pasar un buen rato. Además sabiendo que no hay una gran editorial que respalde la obra, sino que todo es fruto del esfuerzo de su autor, merece más si cabe el pequeño desembolso que supone. Por si no estáis muy seguros, podéis leer aquí las primeras páginas. En cualquier caso, en nuestra opinión se trata de un libro totalmente recomendable que podéis -y debéis- adquirir aquí.

Be the first to comment

Leave a Reply